Este es un foro para los amantes de los animales, sobre todo de los hamsters y roedores.

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» In memorian COLOMBO "HUGY" DIAZ CIFUENTES:( :( :(
Jue Ene 07, 2010 12:56 pm por Desius

» Rebecca. La pelicula
Jue Dic 24, 2009 5:22 pm por Tamiuska

» Cuento de navidad - La segunda oportunidad de Monty
Jue Dic 24, 2009 4:01 am por Tamiuska

» Mi primer poema
Jue Dic 24, 2009 3:28 am por Tamiuska

» Gatita sin ojo. Necesita una familia.
Jue Dic 24, 2009 3:04 am por Tamiuska

» Aviso a navegantes
Vie Dic 11, 2009 6:51 pm por Tamiuska

» La ejecución de animales
Vie Dic 11, 2009 6:47 pm por Tamiuska

» FEDENVA pide gestión animales abandonados la hagan entidades sin ánimo lucro
Vie Dic 11, 2009 6:39 pm por Tamiuska

» Otro pobre perro asesinado
Miér Dic 09, 2009 2:00 pm por Desius

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
Compañeros
Crear foro

No estás conectado. Conéctate o registrate

Hamsters Rusos, Roborosky y Campbell. Diferencias

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

Del hamster ruso no voy a incluir nada en este foro porque lo he hecho en el anterior apartado.
Me voy a centrar más, en proporcionar información sobre los Roboroskys y los Campbells que son otros dos tipos de hamsters rusos.

Hámster enano de Roborowski
Phodopus roborovskii



Con sus 7 a 9 cms. de longitud de cabeza y cuerpo, el hámster enano de Roborowski es el más pequeño de todos. Su colita sólo mide 1 cm. escaso y por ello casi no sobresale del pelaje, como también es el caso en el hámster enano de Zungaria. Por esta razón se clasifican ambos en el género Phodopus o de hámsters enanos de cola corta.

El dorso del hámster enano de Roborowski es de color pardo amarillento a pardo rojizo, con un poco de gris en el centro de la cabeza y de la espalda. Sobre los ojos presenta una pequeña mancha blanca, al igual que a ambos lados de su hocico. Los bordes de las orejas también son blancos, al igual que el vientre y los pies. Los ojos de esta especie son particularmente grandes.

La patria del hámster enano de Roborowski es Mongolia, así como las regiones limítrofes orientales y occidentales de China y las zonas occidentales de Siberia. El hábitat de este pequeño y ágil hámster son los desiertos arenosos y las zonas semidesérticas, tan abundantes en esas regiones. En esos terrenos áridos ha de recorrer grandes trechos para conseguir suficiente alimento. Dicho alimento lo transporta en sus grandes abazones al nido, donde lo consume. Se trata principalmente de las diminutas semillas de las pocas hierbas y otras plantas que crecen allí.

El hámster enano de Roborowski excava su madriguera, sumamente simple, en la arena. Se compone sólo de una sencilla galería de unos 50 a 100 m. de longitud con una cámara-nido en el extremo inferior. El nido lo acolcha con briznas suaves de hierba y con pelos de camello. Dado que a menudo construye su madriguera en la arena de las dunas móviles, ésta se deshace con rapidez, de modo que frecuentemente ha de construirse una nueva.

Los hámsters enanos de Roborowski se pueden adquirir desde hace unos pocos años en las tiendas de animales. Al comienzo son animalitos muy asustadizos, que no suelen volverse tan mansos como nosotros los hámsters dorados. Dado que en plena naturaleza corren mucho, se les debe dar una jaula de gran tamaño y, sobre todo, una rueda de ejercicios, que utilizan a gusto y con constancia.

El señor Klaus-Georg Mau (de Hamburgo) logró criarlos. Para sus hámsters dorados y de Zungaria utiliza para su alojamiento cajas para animales pequeños de venta en los comercios, con las medidas de la base de 100 x 40 ó 100 x 60 cms. Dichas cajas están fabricadas en plástico y uno de sus lados es de plexiglás, lo que permite observarlos no sólo desde arriba sino también de lado. Como cama pone virutas de madera, que se pueden adquirir ya purificadas en las tiendas de animales. Además, a los hámsters enanos de Roborowski les coloca en la jaula una bandejita con arena fina. Dado que son habitantes de las dunas, pueden cavar en ella y, al mismo tiempo, tomar el baño de arena tan necesario para el cuidado de su pelaje. Por lo demás, en sustitución de sus galerías y cámaras subterráneas, les gustan mucho los cilindros de cartón del papel doméstico o higiénico, con los que juegan, o en los que se esconden y corretean.

Como alimento el hámster enano de Roborowski prefiere -y es lo que le sienta mejor- comida para pájaros exóticos de semillas pequeñas con mucho mijo y alpiste y muy poca cantidad de mezcla para canarios, con semillas oleaginosas. También se le pueden dar semillas de gramíneas. Los granos de cereales y las pipas de girasol ya son algo demasiado grandes para estos diminutos hámsters.

El hámster enano de Roborowski se entusiasma con la fruta blanda, jugosa y dulce y son perfectos para él las manzanas, las peras, el plátano, las uvas y, además, las endibias, el álsine y otras hierbas silvestres. Cada día se le ha de dar un poco de todo eso, pues así cubre sus necesidades de líquidos. En este caso no necesita agua para beber. Si se le da, nunca hay que ponerle un cuenco en su jaula, ya que sin darse cuenta se mete dentro, se moja y se resfría, enfermando y pudiendo morir. Como es oriundo de las secas estepas arenosas, no soporta la humedad asociada al frío o a las corrientes de aire. Por el contrario, es poco sensible al frío seco. De manera que si se le da agua, ha de ser en un bebedero automático, de cuya boquilla pueda chupar una gota de agua cuando lo precise.


Hámster enano de Campbell



Hámsters rusos Campbell enanos son originarios de Asia central, en el norte de Rusia y el norte de China. La especie fue descubierta por Thomas Campbell en 1905 y está íntimamente relacionada con los demás hámsters rusos enanos. Durante un tiempo se creyó incluso que se trataba de la misma especie, dadas las semejanzas y misma numerología en sus cromosomas y su capacidad para mezclarse y reproducirse entre sí.

Los hámster rusos Campbell suelen llegar a vivir, como término medio, entre los 2 y 3 años.

No obstante, el terreno de ambas especies no se superpone y a pesar de que las semejanzas en los cromosomas son muchas, también se observan claras diferencias que los distinguen. Los Hámsters de Campbell y los rusos se engloban dentro del grupo yungariano. La ruta por la que llegaron a convertirse en mascotas para el hombre es la misma que la que han seguido la mayoría de los roedores. En un principio se los criaba en laboratorios para fines de investigación y, más tarde, pasaron a ser propiedad de los amantes de los animales. Empezaron a aparecer en los mercados de mascotas del Reino Unido en la década de los 70.

Estos hámsters se mantienen activos sobre todo por la noche y duermen durante el día. No son muy buenos escaladoras, sino que manifiestan mejor su destreza en el suelo. No es buena idea dejar solo en una jaula a un hámster de esta variedad, ya que echará en falta la compañía de otro ser de su especie.

Los hámsters de Campbell se reconocen por el olor, pues tanto su sentido de la vista como el del oído están menos desarrollados. Carecen asimismo de sentido de las alturas, como todos sus congéneres.

Son los únicos dentro de su especie que se emparejan para toda la vida. Si un macho y una hembra se eligen, mostrarán un escaso interés por los demás hámsters del sexo opuesto. Son animales bastante limpios que reservarán un rincón de la jaula para hacer sus deposiciones.

Hámsters rusos Campbell pueden vivir perfectamente en cualquier jaula normal para hámsters o en un terrario de cristal. La ventaja del segundo es que no ensuciará la zona en la que esté colocado. Generalmente, se suele cubrir el fondo de la jaula con una capa abundante de serrín, añadiendo además una buena cantidad de paja, para que la criatura se sienta a gusto en su habitáculo.

Hay que tratar de evitar las virutas de pino, ya que pueden ser tóxicas para los roedores pequeños. Se puede introducir una ruda para que hagan ejercicio y se mantengan ocupados. Asimismo, no hay que olvidar proporcionarles los elementos necesarios para que se construyan un espacio en el que puedan echar sus siestas durante el día.

En tiendas especializadas para animales, se pueden encontrar casetas especiales para hámster, tanto de madera como se otros materiales duros, aunque también servirá un nido para pájaros o una caja de cartón, por ejemplo.

Se encuadran dentro del grupo del hámsters de cola corta. Su cuerpo mide aproximadamente de 70 a 90 mm de longitud y su peso es de unos 40 gramos. La cola, escasamente poblada, tiene una longitud aproximada de 10 mm, pero resulta difícil encontrarla. Los machos son por lo general más grandes que las hembras. El pelaje normal de estos hámsters es corto y poblado y cae de forma uniforme contra el cuerpo. Las almohadillas de los pies están cubiertas de pelo. Los Campbell tienen los ojos más prominentes y una nariz, llamémosla punteaguda, más respingona. Tienen las orejas más a la vista que el hámster ruso y su línea dorsal es más delgada y definida. El Campbell carece de las líneas laterales negruzcas que delimitan la zona blanca de la barriga y en su capa superior el pelaje es gris tirando a marrón.

La diferencia entre el macho y la hembra de esta especie se puede determinar fácilmente por la distancia entre el ano y el orificio sexual, siendo más próxima en las hembras que en los machos.

Ver perfil de usuario http://hamstermania.forosactivos.net

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.